Posted tagged ‘Semana Santa’

Porque el Señor lo Necesita

13 abril, 2014

Y aconteció que llegando cerca de Betfagé y de Betania, al monte que se llama de los Olivos, envió dos de sus discípulos, diciendo: Id a la aldea de enfrente, y al entrar en ella hallaréis un pollino atado, en el cual ningún hombre ha montado jamás; desatadlo, y traedlo. Y si alguien os preguntare: ¿Por qué lo desatáis? le responderéis así: Porque el Señor lo necesita. Fueron los que habían sido enviados, y hallaron como les dijo. Y cuando desataban el pollino, sus dueños les dijeron: ¿Por qué desatáis el pollino? Ellos dijeron: Porque el Señor lo necesita.

Lucas 19.29-34

Muchos han especulado si Jesús y el dueño del asna y el borrico se habrían puesto de acuerdo para que, llegado el momento, los discípulos usaran las palabras clave para que Jesús pudiera usar los animales de aquel hombre. Prefiero creer que este conocía a Jesús, era su seguidor. Así que cuando los discípulos llegaron a él y le dijeron que el Señor necesitaba que le prestara sus animales, él simplemente se los prestó.

La lectura de la Biblia nos revela una cuestión sorprendente: Dios necesita. Sus necesidades se hacen evidentes para nosotros en el otro, en nuestro prójimo. Dado que Dios hace suyas las necesidades de aquellos a los que ama es que Dios necesita, es un ser con necesidades. Necesidades estas que, paradójicamente, requieren de la participación humana para ser satisfechas. Lo sobrenatural de la forma en que Dios resuelve tales necesidades es que generalmente se apoya en las personas de carne y hueso para hacerlo, y no recurre a su poder ni invoca la participación de los ángeles a su servicio.

(más…)

El Perdón, Testimonio del Amor

24 marzo, 2013

Efesios 4.32; Colosenses 3.13

Al inicio de la Semana Santa podemos cuestionarnos respecto de lo que la misma representa, significa, nos dice a cada uno de nosotros. Desde luego, más allá de los detalles cruentos a los que acostumbramos prestar atención, el hecho es que esta conmemoración hace evidente el amor incomparable de Dios por la humanidad, por nosotros. Pero, contra lo que podría suponerse, la expresión del amor no es ni la entrega, ni el sufrimiento de Cristo. Lo que hace evidente el amor de Dios es que, en Cristo, él ha dispuesto todo lo necesario para que nosotros alcancemos su perdón.

Sí, el resultado final de los acontecimientos de Semana Santa es que quienes hacemos nuestro el sacrificio de Jesucristo y nos identificamos con él en el bautismo, somos reconciliados con Dios y participamos de una relación de amor. Esto es posible porque Dios ha perdonado nuestros pecados y nos ha hecho hijos suyos. Sabemos que el amor de Dios le ha llevado a tomar la iniciativa en su acercamiento a nosotros. Pero, también sabemos que él ha hecho la provisión de los recursos necesarios para que su propósito pudiera cumplirse y, sabemos también, que Dios ha estado dispuesto a pagar grandes precios para estar en relación con nosotros.

(más…)

Estando en la Cruz

6 abril, 2012

Juan 19.16-42

Cristo en la cruz es el testimonio más evidente e importante del amor de Dios. Para saber si Dios ama y cómo lo hace, basta mirar la cruz del Calvario. En ella, Dios el Padre se auto limita, se daña así mismo obligándose a sí mismo a permanecer pasivo ante el sufrimiento de su Hijo único, al mismo tiempo que cierra sus oídos para no escuchar el reclamo de amor dolido que este le hace: «Dios mío, Dios mío, ¿por qué me has desamparado? Y, todo ello, porque sin dejar de amar como a nadie a su Hijo, amó de tal manera a los hombres todos, que estuvo dispuesto a entregarlo para el bien de estos, de nosotros.

Pero, la cruz del Calvario es también testimonio del amor de Jesús, hombre como nosotros, pero también hombre santo, hombre justo y hombre inocente como ningún otro. Sobre todo, un hombre al servicio de los hombres.

Así las cosas, la cruz del Calvario tiene una sola explicación, el amor con sentido, el amor con propósito. Sí, el amor de Dios en Cristo que tiene como última razón la salvación del hombre. La cruz del Calvario hace evidente que para Dios y para Cristo, la salvación de los hombres, el que estos puedan reconciliarse con Dios es tan importante que están dispuestos a llegar a situaciones tan extremas como el Calvario lo evidencia.

(más…)