Ante la creciente violencia de género

Publicado 24 julio, 2022 por Pastor Adoniram Gaxiola
Categorías: Agentes de Cambio

Tags: , , ,

¿Qué quieres que yo haga, Señor? Preguntó Saulo de Tarso, camino a Damasco. Quiero compartirte que, cada vez más frecuente, tal pregunta se anida en mi corazón y surge de mis labios. Primero, en primera persona. Pero, también en tanto miembro de esta expresión del Cuerpo de Cristo, la iglesia CASA DE PAN.

Ante la realidad que parece apuntar el triunfo del pecado de tantas maneras: desintegración familiar, violencia, corrupción, discriminación y, de manera particular, la violencia en contra de la mujer. Monstruo de tantos rostros, nada ajeno a nosotros, en nuestros hogares también se ejerce violencia contra las mujeres), y negación de nuestra condición de discípulos de Cristo.

Read the rest of this post »

Esto no está bien

Publicado 17 julio, 2022 por Pastor Adoniram Gaxiola
Categorías: Amor de Dios, Cambio, Compasión divina, Comunión con Dios, Congregación, Desafíos espirituales, El Cristiano y sus Circunstancias

Tags: ,

2 Reyes 7.3-11

Sólo podemos acercarnos a entender la crudeza de nuestro relato si conocemos la condición que vivía la ciudad de Samaria, la capital del reino de Israel. Esta, la ciudad real, después del asedio sufrido por parte de Siria, enfrentó la hambruna, la enfermedad y la muerte. Muestra de ello es que hubo quienes comieron a sus propios hijos.

El sitio de Samaria, como muchas tragedias humanas, incluyendo la que enfrentamos con la pandemia del COVID, es una de esas experiencias humanas que no parecen tener sentido. Que sorprenden no sólo por la crudeza del sufrimiento vivido, sino por el hecho de que este no distingue entre clases sociales, entre buenos y malos, razas, etc.

Read the rest of this post »

De profundis

Publicado 10 julio, 2022 por Pastor Adoniram Gaxiola
Categorías: Compasión divina, Confianza en Dios, Desafíos espirituales

Tags: , , ,

En las noches de la vida

Salmo 130

De nuevo, cuando parecía que el temor, la confusión y el dolor provocado por la pandemia había quedado atrás, el número de quienes se han contagiado aumenta. Si antes era una cuestión de los otros, hoy, cada vez más, se está convirtiendo en una cuestión personal, familiar, eclesial. Enfrentamos la enfermedad y los retos colaterales de día y de noche. En la cercanía y a la distancia. Preguntándonos sobre lo que puede pasar con nosotros y con los nuestros.

Read the rest of this post »